Por qué este Blog


A lo largo de la historia, personas de diferentes religiones –o de ninguna- han alcanzado la iluminación espiritual, es decir, el reconocimiento de su verdadera esencia. Ser el Ser es un Blog dedicado a compartir las enseñanzas de estos seres que, en el pasado y en el presente, han dejado una huella permanente en la Tierra.

El enfoque de este Blog es la no-dualidad (no dos), que parte de la premisa de que el Ser del hombre es Dios. En la antigüedad, las enseñanzas no-dualistas florecieron en la antigua India (Vedanta Advaita), en China y Japón (Budismo Zen) y en el medio oriente (Sufismo). Actualmente hay un gran movimiento del despertar de la consciencia a nivel planetario, al que algunos han denominado neo-advaita, el cual no depende de los linajes tradicionales sino únicamente del Ser Eterno. Para estos nuevos Maestros del Ser, como Eckhart Tolle, Anthony de Mello, Adyashanti, Mooji y muchos otros; no se requiere seguir pasos sucesivos hacia la realidad, ni  se necesita generar dependencia psicológica o idolatría hacía un maestro para lograr la iluminación. Lo que ellos enseñan es que nunca ha habido un momento en que no seamos Dios, de hecho, es la mente la que se cree separada de Dios, por lo tanto, cuando dejamos de identificarnos con la mente y entramos a un nivel de consciencia superior, descubrimos automáticamente que nuestro Ser es Dios y que nunca ha existido tal cosa como la separación.

Al entrar en el vientre de nuestra madre, automáticamente nos identificamos con la mente, y esta a su vez desarrolla un sentido de la realidad basado en su percepción limitada del mundo. La mente es afectada por la información genética, así como por las múltiples experiencias de la vida. Al sumar todo esto el resultado es la personalidad, la imagen que tenemos de nosotros mismos. Todos los problemas del ser humano surgen de la identificación con la personalidad o ego. El Despertar es tomar Consciencia de nuestra naturaleza Divina y descubrir que no somos el ego o la mente, sino algo mucho más grande e infinito.

Al hablar de la naturaleza divina del hombre, no me refiero que cada individuo tiene una chispa de la divinidad o un espíritu individual que es puro. Me refiero que el Ser del hombre es Dios –no una parte de Dios o un fragmento individualizado- sino la totalidad absoluta de Dios. Cada mujer, hombre, animal o planta es una manifestación del Dios Uno; sin embargo, cuando miramos al Universo con los ojos de la mente nos percibimos separados los unos de los otros, fortaleciendo con ello la identificación con el ego.  Al Despertar descubrimos que somos el todo en Todo y que no existe tal cosa como el “yo” y el “tú”.
El Despertar de la consciencia no es un ejercicio mental en el cual el hombre dice: “Yo soy Dios”, al contrario, se trata de separarnos de la identificación con la mente y el ego para conocer aquello eterno y puro que siempre hemos sido y seremos, nuestra verdadera esencia.

Si partimos del hecho de que nuestro Ser es Dios, y que la “separación” con la divinidad es tan sólo un pensamiento, entonces queda descartada la necesidad de seguir un proceso iniciático o una serie de rituales para unirnos con algo a lo que nunca hemos estado separados. La mente finita no puede conocer a Dios que es infinito, por ello se cree separada de aquello le es incomprensible. Para llenar ese abismo imaginario entre el hombre y Dios, la mente ha creado los templos, los símbolos dentro de los templos, y a una serie de “intermediarios” entre Dios y el hombre llamados sacerdotes, pastores, videntes o canales. Sin embargo, todo eso en vez de ser malo, es un paso absolutamente necesario para todos nosotros, hasta que llegamos a una comprensión más profunda de lo que somos. Incluso, dentro de las religiones dualistas, han aparecido seres que han logrado la iluminación al trascender el dogma y el ritual para ir a la esencia misma de la religión, que generalmente fue inspirada en las enseñanzas de algún Ser iluminado.

Así que este Blog no está atado a ninguna doctrina o ritual y lo único que busca es darte la compresión y las herramientas para que Despiertes. Ya sea que sigas un camino solitario o pertenezcas a alguna enseñanza, el Despertar es posible para ti aquí y ahora, en la medida en que estás dispuesto a liberarte de identificación con el ego. Este Blog tampoco fue creado en oposición a ninguna doctrina o religión particular, aunque a veces expone los peligros que se generan cuando alguien se convierte en esclavo de una ideología o de un sistema de creencias.

Por último, este Blog reconoce la importancia de estudiar las enseñanzas de los Maestros iluminados para alcanzar nuestra propia iluminación. Estos Maestros del Ser del pasado y del presente, buscan mediante sus enseñanzas hacer que conozcamos nuestra verdadera naturaleza, sin necesidad de desarrollar una dependencia psicológica hacía su personalidad. Por ello, este Blog comparte sus enseñanzas, así como mis propias percepciones basadas en la experiencia, para darte  el impulso que necesitas para alcanzar la Dicha infinita de saber quién eres realmente.


Sobre el autor
El nombre con el que mis padres me bautizaron es Walter Javier Velásquez. Vivo en Colombia y dedico gran parte de mi tiempo a ayudar a otros a reconocer su naturaleza Divina. No pretendo ser un iluminado o una autoridad, únicamente transmito los atisbos a la Consciencia que tengo diariamente a través del reconocimiento de mi propio Ser. Durante casi toda mi vida pertenecía a movimientos espirituales dualistas, actualmente estoy muy agradecido por ello ya que comprendo que es un paso absolutamente necesario para la mayoría de nosotros. Siempre me definí como un buscador espiritual hasta que un día, después de leer “El Poder del Ahora”, tuve una serie de experiencias profundas en las cuales me di cuenta de que no había nada que buscar, porque la realidad siempre está presente en cada momento y sólo la podemos contemplar en la medida en que estemos conscientes plenamente del Aquí y Ahora.


1 comentario: